BUSCO NOVIO

Son tiempos de leer esto en la frente de muchas mujeres, a veces la edad las martiriza, también las acompaña la falta de fe, quizá porque cuando creen que han conocido al indicado se decepcionan una y otra y otra vez, por ende, dejan de confiar.
Pero profundizando en  la última línea, puede que no confíen fácilmente y quizá pasará mucho tiempo para que vuelvan a hacerlo, pero jamás dejan de tener expectativas, jamás dejan de creer porque en el fondo del corazón lo siguen esperando, y así es como debe ser, debemos y tenemos que esperar, no se trata de BUSCAR porque no está perdido o tirado por alguna calle.
Muchas dicen que no quieren casarse, lo curioso es que lo empiezan a decir a partir de los 30, yo voy para los 34, pero aun cuando tenga 50 y de seguir soltera seguiré diciendo que lo deseo y lo repetiré hasta que muera. No dejamos de soñar algo solamente porque no lo alcanzamos, sino es todo lo contrario, mientras no lo alcancemos deberíamos seguir pidiendo que suceda, pero en un vano orgullo decimos como el zorro que no alcanzaba las uvas, que no las queremos.
Entonces, dejando de lado las mentiras absurdas que nos contamos y que aunque no te lo digan, hay quienes te ven como el zorro que no alcanza las uvas, pero que si ellas llegaran a ceder un poquito y te fuese posible alcanzarlas, bien que te las comerías!
Y todo este asunto contradictorio, del “no quiero lo que siempre he querido” quizá tenga que ver con el hecho de no enseñarnos a priorizar nuestra autonomía, y no obstante, se grabó en nuestra mente que si no nos casamos, moriremos solas sin que nadie nos alcance el famoso vaso de agua (frase de las abuelitas), entiendan que el matrimonio no es la cúspide en nuestra vida, es parte de ella. Lo curioso es que si te equivocas en elegir a la persona para el resto de la vida, el matrimonio solamente servirá para empezar a extrañar tu soltería, esa que hoy te arruina el maquillaje los sábados por la noche, ésa que hoy te hace llorar por el que no conoces, a extrañar al que jamás te hizo compañía, por lo tanto, disfruta lo que luego no podrás y deja de perder el tiempo en tonterías.
En fin, para no desvirtuar el contenido del artículo y antes de ahondar en ello, tengo que decirte que para hablar sobre ciertas cosas es necesario e imprescindible tener autoridad o conocimiento de causa, entonces el BUSCO NOVIO que llevan algunas mujeres escrito por doquier, no solamente es leído por tus amigas sino que ha sido leído por aquellos que han visto en esa necesidad su costo de oportunidad, de modo que han decidido hacer labor samaritana y buscarlo para ti, labor por la que cobran membresía y pagos mensuales.
A la fecha existe un sin número de páginas web que te invitan a unirte para que te “ayuden” a conocer a tu complemento perfecto, no soy incrédula, tengo buenas amigas que conocieron el amor por internet, pero ellas siempre gozaron de independencia afectiva. Digamos que mi artículo está referido a mujeres que permiten que su miedo domine sus días, que se cuestionan más de la cuenta, que no se invierten en ellas sino en ellos, que se someten a las oportunidades creyendo que pueden ser las últimas y se resignan al patán que les toca porque se justifican en que “nadie es perfecto”.
Ahora, para entender un poco como funciona la ayuda de las páginas, me inscribí y llené una cantidad increíble de formularios, se supone que es para “conocerte” y “comprender” lo que buscas en alguien y te contacten con quien eres más afín.
Las consecuencias de la suscripción fueron que a partir de ése día y todos los días, mi bandeja de entrada recibía un e-mail con el asunto “Tu pareja del día es ….”, al darle click estabas en la página de “Busco novio” y no veías más que un cuadro en blanco en donde se supone debería estar la foto de mi “pareja” compatible al 80%, allí descubres que el negocio es “paga por ver”, pero vamos, mi curiosidad no era tal, porque si estaba allí era por experimentar y escribir éste artículo, así que, me di a la tarea de borrar los correos, incluyendo los de las ofertas al 50%, o el 3 x 1 (paga por un mes y disfruta tres), entre otros. Hasta que cierto día, la página de “Busco Novio” me escribe solicitando mi aprobación para hacer público mi perfil y mis fotos y a cambio de ello, me darían 3 meses de suscripción Premiun = ver las fotos de “mis parejas”, y me dije, seguro hay quienes podrán encontrarme en ésta página y ¿qué dirán?, entonces recordé que no me importa y aprobé la solicitud. Inmediatamente me fue posible ver la fotografía de todas mis parejas compatibles (para ése momento eran como 32 muchachos y no tan muchachos) y me asusté un poco con algunos rostros, imagínate ¿pagar por ver lo que veo a diario?
Respiré hondo y con agua de azahar en mano empecé a recibir mensajes de mis posibles novios porque ellos ya podían ver mis fotos también, luego de los mensajes, de los 32 quedaron muchísimos menos, porque eso de que me digan “mamacita linda”, “Hola, me llamo X, te dejo mi número, llámame”, “Ola, qué onda?”, “Podemos haVlar?”, me hizo caer en cuenta que no tolero la informalidad y menos la mala ortografía.
Han pasado casi dos meses y me queda un mes para dejar de ver las fotos y con eso se acaba mi experiencia, conocí a alguien? Pues solamente a un muchacho que me pareció muy buena onda y muy amable, que probablemente conozca alguna vez o quizá jamás.
Escuchaste eso de que “los animales huelen el miedo”, creo que las páginas de BUSCO NOVIO también lo han hecho, han olfateado la falta de fe que tenemos y lo han ligado a la necesidad de amor que existe en el mundo, ¿y adivina qué? han obtenido su fórmula mágica. No digo que sea malo estar en una de ellas, sólo deseo que puedas observar que lucran con nuestros anhelos y nosotras lo permitimos.
Nadie va a decirme que ha salido con todos los muchachos del mundo y no conoció uno interesante, en realidad pienso que es cuestión de tener paciencia, de no cerrarse a la idea, de seguir conociendo personas pues como diría Josefina Barrón “conocer varones implica aprender de ellos cosas que nadie más te puede enseñar, como de fútbol o de autos, entonces quizás no son los adecuados pero por lo menos nos convierten en mujeres cultas y politemáticas”, salir con ellos no es sinónimo de acostarse con ellos, además los únicos que pueden pensar así son los varones de éste país (no todos, pero la mayor parte), es que así es aquí y tienes que aprender a lidiar con ello, porque les encantaría casarse con alguna mujer virgen, no sé si para ellos es sinónimo de pureza o porque les conviene que no puedan compararlos, ¿pero como las van a encontrar si se la pasan intentando acostarse con todas?
Y bueno, me despido pidiéndote que conserves la esperanza, que no todos los varones son iguales, que existen tipos excepcionales pero que por alguna razón que no tiene explicación no incluimos en nuestros días, porque el corazón ejerce su soberanía siempre, entonces apertura tu mente (no las piernas) y sal con tantas personas como te sea posible, sino encuentras al amor de tu vida pero eres honesta con ellos, no los usas y tampoco los lastimas, entonces tendrás buenos amigos y los amigos jamás sobran, además podrás aportar en conversaciones que te acerquen al sexo opuesto, porque ellos aman a las mujeres con las que puedes ser auténticos!
Suerte!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.